Menu

En barco, en elefante, en tren… y en sofá

 

couchsurfing

Surfeando sofás…

El proyecto Couchsurfing, nacido en el año 2003 y que a día de hoy cuenta ya con más de un millón de miembros repartidos por todo el mundo, consiste básicamente en una red social en la que los usuarios registrados ofrecen gratuitamente su sofá (o un techo donde pasar la noche, la habitación de invitados… en función de sus posibilidades) a viajeros que estén de paso por su ciudad.

La filosofía en la que se basa es sencilla: permitir a las personas viajar de una manera diferente, no sólo más económica, sino sin duda mucho más enriquecedora. Salir del hotel para entrar en casa de los locales, probar su comida, disfrutar de su compañía y conversación, y de una visión del país mucho más auténtica.

Es de destacar que, en este tipo de encuentros, no sólo el viajero alojado sale beneficiado de la experiencia; sin duda, el beneficio es recíproco, se trata de un intercambio cultural. A aquellos  que tal vez tienen pocas posibilidades de moverse o viajar, Couchsurfing les permite establecer contacto con personas de casi cualquier país, que a cambio de una visitilla guiada por nuestra ciudad, podrán contarnos muchas cosas sobre la suya propia, su cultura, costumbres, forma de vida…

Además, es importante subrayar que el hecho de registrarse en la página no compromete en ningún caso a alojar a todo aquel que nos lo pida. Es más, podemos incluso ofrecernos únicamente para dar un paseo, tomar un café… opciones nada desdeñables sobre todo para quien viva en casa de sus padres o tenga poco espacio en la suya.

Y dicho esto, y para no alargarme más, sólo añadir que una servidora ya está registrada, y que en la última semana he recibido más de 20 solicitudes de americanos, rusos, checos, indonesios… Así que ahora me pondré a hacer criba para ver a quienes puedo ofrecerles un sitio en mi modesto colchón sin  ventilador.

En teoría hoy recibía a un argentino a quien ya dije que podía quedarse hasta el jueves. Esta mañana me escribió un email confirmándome su llegada a mediodía, pero no he vuelto a saber de él… espero que no se me haya perdido por el camino. Seguiremos infomando.

¡Compártelo!
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0

,

4 comentarios en En barco, en elefante, en tren… y en sofá

  1. Gromit 25 noviembre, 2010 at 18:46 #

    Mmm…
    Curioso…
    Al final ese sofá-colchón va a conocer a medio mundo…
    Y por cierto, el invento ese, si lo piensas, no deja de ser un foro de Quique González pero a nivel internacional… xDDD

    • Ku 25 noviembre, 2010 at 18:47 #

      Jeje, es una forma de verlo.. aunque en este caso no conoces de nada a la persona que viene a tu casa o a la que te va a alojar, más que los datos básicos..
      El argentino ya está en casa, ayer le llevé a él y a dos conocidos suyos (una americana y un griego) a tapear un poco por ahí.. De momento la experiencia está siendo positiva, dentro de una hora me reuniré con él para hacer turismo =)

  2. Rubén 25 noviembre, 2010 at 18:47 #

    Cómo sigue la experiencia “catchsofing” previa al “raundeguorld”? Más visitas? Tell us, tell us, tell us about life :)

  3. fede 13 mayo, 2018 at 14:39 #

    es la mejor forma de hacer turismo si queres conocer gente local

Deja un comentario